Spray mixture flow Existen diferentes modelos de circulación del líquido por los conductos y las rampas en la gama de pulverizadores BERTHOUD. De la más simple a la más perfeccionada, cada una de ellas presenta ventajas que le podrá explicar el comercial de ventas de pulverización BERTHOUD. Circulación clásica o discontinua El líquido solo circula po

titre de la fenêtre 
pulverizador BERTHOUD arrastrado VANTAGE
 
Existen diferentes modelos de circulación del líquido por los conductos y las rampas en la gama de pulverizadores BERTHOUD. De la más simple a la más perfeccionada, cada una de ellas presenta ventajas que le podrá explicar el comercial de ventas de pulverización BERTHOUD.
 

Circulación clásica o discontinua

El líquido solo circula por los tramos durante la pulverización, sin retorno a la cuba en fin de tramo. Cualquier corte de pulverización provoca la inmovilización del líquido en los conductos. Los productos en suspensión en el agua tienen tendencia a sedimentar y a provocar la obstrucción de las boquillas. Este hecho se acentúa con el uso de boquillas de pequeño calibre que implican una velocidad de flujo muy baja en las rampas y que favorecen incluso los depósitos durante la pulverización. Pese a que esta circulación tiene la ventaja de que se enjuaga fácilmente (por expulsión del volumen muerto en la rampa sin retorno a la cuba), tiene el inconveniente de no ser autocebante. La rampa se carga progresivamente de caldo y vemos aparecer en el inicio de la parcela zonas sin pulverización características en forma de V.

circulación semicontinua

Circulación semicontinua

El líquido circula de manera continua durante la pulverización y este modelo de circulación permite limitar los riesgos de obstrucción por sedimentación cuando se utilizan caldos concentrados con boquillas de poco caudal. Este tipo de circulación presenta una ventaja interesante en lo que se refiere a la utilización de productos en polvo y en el caso de tratamientos de bajo volumen.

Circulación continua con AGP

Con este tipo de circulación, el corte de la pulverización se hace en cada boquilla. Por tanto, el caldo siempre está en circulación a través de un orificio calibrado en el extremo de la rampa. Este principio evita los riesgos de sedimentación cuando se usa caldo muy concentrado. Esto solo puede realizarse en rampas cuyos portaboquillas incorporan antigotas de membrana controlados neumática o eléctricamente.

circulación continua con AGP